Saltar al contenido

Conviene Vender mi Galaxy S6 para Pasarme a un Galaxy S8

31 octubre, 2017

Leyendo los comentarios que nos dejan los lectores de MiraCómoHacerlo, como hacemos habitualmente, encontramos uno reciente de un usuario, que nos preguntaba si era conveniente vender su Galaxy S6 para adquirir un Galaxy S8. Pues bien, en este artículo entonces, vamos a analizar si realmente es una buena decisión pasar del Galaxy S6 al Galaxy S8 a día de hoy.

Lo cierto es que ahora mismo, son muchos los usuarios que están finalizando los dos años de contrato obligatorios luego de haber comprado el Galaxy S6, y es por eso que esta duda se hará cada vez más usual para algunos de ellos. En este artículo, vamos a analizar motivos para pasarse del Galaxy aS6 al Galaxy S8, y otros, para decidir permanecer con el Galaxy S6 que tienes.

Por qué pasar del Galaxy S6 al Galaxy S8

Pantalla, diseño, y otros

Bien, vamos a comenzar entonces por lo primero que salta a la vista cuando buscamos un nuevo smartphone: la pantalla. El Galaxy S8 cuenta con una pantalla Super AMOLED QHD, con un tamaño de 5,8 pulgadas. que aprovecha un 83% del frontal del dispositivo. La diferencia está esencialmente en ese aprovechamiento del frontal, puesto que el Galaxy S6 aprovecha “apenas” el 70% del mismo.

Y es que luego podemos ver que en calidad, poco tiene que envidiar el Galaxy S6 al Galaxy S8, teniendo en cuenta que también cuenta con una pantalla Super AMOLED QHD, así que la experiencia no es demasiado diferente. Un detalle más que tienes que tener en cuenta es que la protección de la pantalla del Galaxy S8 es Corning Gorilla Glass 5, mientras que la del Galaxy S6, es Gorilla Glass 4.

Y habiendo comenzado con la pantalla, tenemos que decir que el diseño es probablemente el aspecto más diferencial entre estos dos terminales. Lo cierto es que a pesar de que el tamaño de pantalla del Galaxy S8 es bastante más importante que el del Galaxy S6, por ese aprovechamiento del frontal que decíamos, el tamaño de ambos terminales no es diferente. He aquí una de las mayores diferencias entre ambos.

Siguiendo con los aspectos exteriores, por llamarlos de alguna forma, del Galaxy S8, tenemos que indicar que posee certificación IP68, lo que le hace sumergible, y le otorga ventaja frente a la ausencia de esta característica en el Galaxy S6. Otra cuestión interesante es que el Galaxy S8 permite ampliar su capacidad de almacenamiento interno mediante microSD, otra característica olvidada en el Galaxy S6.

¿Tiene alguna ventaja el Galaxy S6 respecto del Galaxy S8? Claro que sí, y es que basta revisar la ubicación del sensor de huellas dactilares de ambos dispositivos, para comprobar que el más antiguo de ambos se impone en este detalle. Y es que posee un sensor frontal, clásico, contra el sensor trasero y hacia un lado del Galaxy S8, que ha sido una de sus cualidades más duramente criticadas.

Cámaras fotográficas

Tenemos que pasar posteriormente a las cámaras fotográficas de estos dos terminales. Por una cuestión lógica, la cámara del Galaxy S8 es superior a la del Galaxy S6. Sin embargo, no debemos engañarnos, ambas cámaras son buenísimas. Incluso, el Galaxy S6 posee una mayor cantidad de megapíxeles, 16 contra 12 del S8. Pero éste le supera en apertura y calidad general.

Para que te des una idea, la cámara del Galaxy S8 apenas mejora lo visto en el Galaxy S7, aunque esto no es una crítica en sí misma, teniendo en cuenta la enorme diferencia que el Galaxy S7 marcó respecto a la competencia en 2016. Más allá de eso, estamos seguros de que las cámaras fotográficas no son uno de los motivos principales para pasarnos de un Galaxy S6 a un Galaxy S8.

Rendimiento

Pasemos al rendimiento del Galaxy S6 y el Galaxy S8. Tienes que saber al respecto que como suele ocurrir, con el paso de las generaciones, los móviles son cada vez más potentes, y permiten explotar al máximo las aplicaciones y contenidos. Las diferencias en los papeles están claras entre estos dos terminales: el Galaxy S8 posee mejor procesador y GPU, además de 4 GB de RAM por los 3 GB del Galaxy S6.

Más allá de eso, tenemos que decir que el promedio de los usuarios de móviles Android, se sentirá absolutamente cómodos con cualquiera de estos dos dispositivos, teniendo en cuenta que su rendimiento sigue siendo muy bueno en el caso del Galaxy S6. En el caso del Galaxy S8 hay poco que agregar, teniendo en cuenta que es uno de los mejores móviles del 2017, y eso ya dice mucho.

Software

Teniendo en cuenta que las actualizaciones de software de la mayoría de los móviles Android suelen estar garantizadas apenas por dos años, podemos inferir que muchas de las novedades del Galaxy S8 nunca llegarán al Galaxy S6. Entre ellas hay que mencionar el asistente Bixby, Samsung Connect, o el sistema Dex. Sin dudas, el software es un motivo de peso a favor del Galaxy S8, si te interesa, claro.

Incluso, está claro que el Galaxy S8 recibirá actualizaciones de Android hasta dos generaciones siguientes a las del Galaxy S6, que muy probablemente quedará en Android Nougat. Por el lado del Galaxy S8, que salió de fábrica con Nougat, sabemos que pronto recibirá Android Oreo, y que seguro tendrá su actualización a Android 9 P también, así que tenlo en cuenta.

Batería y autonomía

Muchos temíamos, cuando el Galaxy S8 fue anunciado, que el mantener la batería de 3.000 mAh que habíamos visto en el Galaxy S7, pudiera no ser suficiente. Sin embargo, por suerte la autonomía del buque insignia de Samsung no está nada mal. De hecho, es superior a la del Galaxy S6, que tuvo en este aspecto una de las críticas más despiadadas en su momento.

¿Quieres decir eso que el Galaxy S8 tiene la mejor batería del mercado? No, de hecho, los Galaxy A 2017 y el Galaxy S8 Plus tienen una mejor autonomía. Sin embargo, si consideramos que a diferencia del Galaxy S6, el Galaxy S8 cuenta con sistema de carga rápida y carga inalámbrica, podemos ver que posee otras ventajas. Sin dudas, aquí el Galaxy S8 tiene ventaja respecto del Galaxy S6.

Conclusión

Es el momento de pasarse del Galaxy S6 al Galaxy S8

Bien, la conclusión inicial de este artículo, es que éste es un momento oportuno para pasarse del Galaxy S8. No sólo porque las actualizaciones de software comenzarán a discontinuarse para el más antiguo de ellos, y contra ello hay poco que hacer aunque seamos pocos exigentes, sino porque además, aún estamos a tiempo de vender a buen dinero nuestro Galaxy S6 usado, y deberías aprovecharlo.

Motivos como el diseño, la pantalla por su tamaño, las actualizaciones de software, la mayor potencia, o los elementos añadidos que hemos mencionado anteriormente, son más que suficientes para justificar la decisión de pasarnos al Galaxy S8 desde el Galaxy S6. Pero si no puedes o quieres gastar tanto dinero, tienes que saber que existen otras alternativas a considerar en estos casos.

¿No quieres gastar tanto? Pásate al Galaxy S7

Ahora bien, si estás decidido a vender tu Galaxy S6, pero no quieres poner demasiado dinero encima para conseguir un nuevo smartphone, posiblemente la compra más sensata a día de hoy sea la del Galaxy S7. Es que este dispositivo posee casi todas las ventajas respecto del Galaxy S6 que tiene el Galaxy S8, y a eso le suma un precio mucho más moderado que del actual terminal bandera de la coreana.

¿Tienes un Galaxy S6? ¿Piensas cambiarlo próximamente? ¿Por cuál otro móvil?

Conviene Vender mi Galaxy S6 para Pasarme a un Galaxy S8
5 (100%) 1 vote[s]