Saltar al contenido

Cómo Gestionar tus Equipos de Forma Remota Fácilmente

15 mayo, 2019

Microsoft, la compañía creadora de los sistemas operativos Windows no ha dejado de sorprender a su público con cada una de las nuevas versiones de su sistema operativo que lanza al mercado, siendo necesario remarcar que a partir de la versión de Windows 7, todos sus S.O. han tenido la particularidad de que pueden ser administrados remotamente sin necesidad de un programa o aplicación externo.

Permitiendo de esta manera que sus usuarios puedan realizar operaciones en sus dispositivos que antes habrían necesitado de protocolos extras, facilitando así la interacción entre los diferentes equipos que pertenecen a un solo individuo, incluso mejorando la conectividad entre los equipos de una casa, empresa o local comercial. Si es tu deseo poder manejar remotamente diferentes dispositivos que tienen a tu disposición, solo tienes que seguir paso a paso esta guía que está hecha para ti.

Pasos para Administrar Equipos de Forma Remota

A pesar de que hay aplicaciones y programas específicos para poder administrar diferentes equipos de manera remota, en esta guía vamos a basarnos en la aplicación que trae internamente Windows 7 al igual que sus versiones superiores, así que si dispones de Windows 7, Windows 8, Windows 8.1 o Windows 10, esta guía te ayudara a lograr aquello que deseas.

Lo primero que tienes que hacer para poder administrar diferentes equipos de manera remota, es asegurarte de que la opción de Escritorio Remoto se encuentre Habilitada en el equipo anfitrión o el que será administrado a distancia, para esto dirígete al buscador de Windows y busca: “permitir el acceso remoto”. Inmediatamente.

Inmediatamente aparecerá una ventana  llamada: “Propiedades del sistema”, en la cual buscaremos las opciones que indiquen: “Permitir conexiones desde equipos que ejecuten cualquier versión de Escritorio remoto” y “Permitir sólo las conexiones desde equipos que ejecuten Escritorio remoto con autenticación de nivel de red“, cualquiera de las dos es validad, siendo la primera más rápida ya que  amerita menos configuración que la segunda, pero a su vez, la segunda representa mayor seguridad al momento de que otra persona intente acceder a nuestro equipo.

Indiferentemente de la opción que elija, se abrirá una sub-pestaña donde se le permitirá seleccionar los diferentes usuarios que podrán tener acceso a su equipo. Una vez que los haya seleccionado solo tiene que presionar el botón aceptar en la ventana de usuario de escritorio remoto y nuevamente, hacer clic en aceptar dentro de las propiedades del sistema.

Si se siguieron los pasos correctamente hasta este punto, ya habremos terminado con la computadora anfitrión y deberemos proseguir con la computadora cliente (o la computadora en la que vamos a administrar nuestros otros equipos). Dentro de esta, ha de hacer clic en el botón de inicio de Windows y sucesivamente entrar en el buscador para poder escribir “Conexión de Escritorio Remoto”. Esto le llevara al programa que utilizaremos para dirigir nuestros otros equipos.

Dentro de dicho programa, solo resta ingresar el nombre completo del equipo a administrar, o en caso de que se conozca, ingresar la dirección IP del mismo. ¡Y listo!, ya habremos terminado el proceso y estaremos preparados para manejar nuestra computadora a distancia.